¿Tienes planeado cambiar las bombillas de tu casa? Es importante que escojas aquellas que mejor se adapten a tus pretensiones. A través de este post te contamos las principales diferencias entre dos tipos de bombillas, quizás las más demandadas del mercado: las bombillas de LED y las bombillas de bajo consumo.

Tanto las bombillas de bajo consumo como las LED (Light Emitting Diode) son tecnologías eficientes pero cada una cuenta con una serie de características propias que las hacen más o menos aptas dependiendo de las pretensiones del consumidor.

Ante todo, debemos de tener en cuenta que nunca pretendemos hacer ver que un modelo es mejor que otro. De hecho, ambos modelos más que sustitutivos, pueden ser perfectamente complementarios.

Ahorro de energía con LED

En ambos caos Las bombillas de LED y las de bajo consumo son sin duda mucho más eficientes que los tubos y que las bombillas tradicionales. Ambos modelos consumen menos electricidad y producen la misma luz.

Una bombilla LED consume un 80% menos de energía que una bombillas incandescente y además apenas genera calor, por lo que nunca se pierde calidad. Una bombilla de bajo consumo consume un 70% menos de energía que una incandescente, pero, sin embargo, se pierde cerca de un 25% en forma de calor.

Vida útil de Bombillas LED

La vida útil de una bombilla es el tiempo que funciona sin llegar a fundirse. Se estima que una bombilla LED tiene una vida útil de unas 50.000 horas y una bombilla de bajo consumo de alrededor de 10.000 horas.

Debemos añadir que las bombillas de bajo consumo, una vez acabada su vida útil, deben tratarse como residuos peligrosos, pues llevan gases contaminantes.

Velocidad de encendido de LEDs

La velocidad de encendido es el tiempo que tarda la bombilla en encenderse. Mientras una bombilla LED se enciende inmediatamente, una de bajo consumo puede tardar en torno a un minuto.

Por este motivo, las bombillas LED están pensadas para aquellos contextos de uso breve o frecuente como baños y pasillos y las de bajo consumo para las demás estancias de la casa.

Tono de la iluminación

Tanto las bombillas LED como las bombillas de bajo consumo cuentan con una gama de colores que va desde los tonos más cálidos hasta los más fríos. Elegir un tono en concreto dependerá de la estancia de la casa, pero lo más habitual es emplear luces cálidas en los dormitorios o en el salón y más fríos en la cocina o en los baños.

Formas y diseños

En el mercado actual existen una gran cantidad de bombillas según su forma y diseño. Las bombillas de bajo consumo pueden tener forma de espiral, redonda, de vela; mientras las bombillas LED cuentan, además, con bombillas de diseño como las Edison.

Ahorro económico

En cuanto al ahorro, como ya hemos dicho previamente ambos tipos de bombillas nos van a permitir ahorrar en nuestra factura gracias al ahorro energético asociado. No obstante, las bombillas LED son más caras que las bombillas de bajo consumo, por lo que la inversión inicial es más alta, aunque a la larga los indices de rentabilidad son bastante parejos.

Share This